• Virtudes del Corán


Sura La luna (Al-Qámar)
Jeque / Ali Alhuthaify

  • En el nombre de Allah, el Misericordioso, el Compasivo
    La Hora se acerca y la luna se ha partido en dos (1).
    Si ven un signo se desentienden y dicen: Es magia persistente (2).
    Han negado la verdad siguiendo sus pasiones (3).
    Y lo cierto es que les han llegado ya, del pasado, noticias disuasorias (4).
    Una sabiduría llevada a su extremo. ¿Pero de qué les han servido las advertencias? (5).
    Así pues, apártate de ellos. El día en que el proclamador anuncie algo espantoso (6).
    La mirada rendida, saldrán de las tumbas como saltamontes desorientados (7).
    Acudiendo apresuradamente hacia quien los llamó, dirán los incrédulos: Este es un día dificil (8).
    Antes que ellos ya había negado la verdad la gente de Nuh. Negaron a Nuestro siervo y dijeron: Es un poseso. Y lo rechazaron con amenazas (9).
    Entonces rogó a su Señor: iMe han vencido, auxíliame! (10).
    Y abrimos las puertas del cielo con un agua torrencial, (11).
    e hicimos que la tierra se abriera en manantiales y se encontraron las aguas por un mandato que había sido decretado (12).
    Y lo llevamos en una embarcación hecha de tablas y clavos (13).
    que navegó bajo Nuestra mirada. Recompensa para el que había sido negado (14).
    La hemos dejado como un signo. i. Hay quien recapacite? (15).
    iY cómo fueron Mi castigo y Mi advertencia! (16).
    Realmente hemos hecho el Corán fácil para recordar. ¿Hay quien recapacite? (17).
    Negaron la verdad los `Ad , y cómo fueron Mi castigo y Mi advertencia (18).
    Enviamos contra ellos un viento helado en un día nefasto y sin fin (19).
    Se llevaba a los hombres como palmeras arrancadas de cuajo (20).
    iY cómo fueron Mi castigo y Mi advertencia! (21).
    Realmente hemos hecho el Corán fácil para recordar. ¿Hay quien recapacite? (22).
    Los Zamud no tomaron en serio las advertencias (23).
    Y dijeron: ¿Es que vamos a seguir a quien no es mas que un ser humano, uno de nosotros? Si lo hiciéramos estaríamos en un extravío y en una locura (24).
    ¿Cómo es que de entre todos nosotros ha sido precisamente a él al que se le ha revelado el Recuerdo? Por el contrario no es mas que un embustero con pretensiones (25).
    Ya sabrán el día de mañana quién era el embustero con pretensiones (26).
    Y es verdad que enviamos a la camella como una prueba para ellos: Obsérvalos y ten paciencia (27).
    Y anúnciales que el agua habrá de ser compartida y que cada uno tendrá su turno de bebida (28).
    Entonces llamaron a su compañero que tuvo la osadía y la desjarretó (29).
    iY cómo fueron Mi castigo y Mi advertencia! (30).
    Enviamos contra ellos un solo grito y quedaron como el ramaje pisoteado por el ganado en un aprisco (31).
    Y es verdad que hemos hecho el Corán fácil para recordar. ¿Hay quien recapacite? (32).
    La gente de Lut no tomó en serio las advertencias (33).
    Y enviamos contra ellos una pedrisca de la que fue librada la familia de Lut, a los que salvamos al amanecer (34).
    como una gracia de Nuestra parte; así es como pagamos a quien es agradecido (35).
    Ya les había advertido de Nuestra furia pero ellos dudaron de las advertencias (36).
    Intentaron seducir a sus huéspedes y cegamos sus ojos. iGustad Mi castigo y Mi advertencia! (37).
    Y les llegó por la mañana un castigo permanente (38).
    ¡Gustad Mi castigo y Mi advertencia! (39).
    Hemos hecho el Corán fácil para recordar. ¿Hay quien recapacite? (40).
    Y les llegaron Mis advertencias a la gente de Fir`aún (41).
    Negaron la veracidad de todos Nuestros signos y los agarramos con el castigo de un Irresistible, Todopoderoso (42).
    ¿Acaso son mejores que ellos los que de vosotros se niegan a creer? ¿O es que aparece en las escrituras alguna inmunidad para vosotros? (43).
    LO acaso dicen: Somos un grupo invencible? (44).
    Tal grupo será derrotado y darán la espalda (45).
    Pero la Hora será su cita y ella será aún más terrible y más amarga (46).
    Es cierto que los que hacen el mal están en un extravío y en una locura (47).
    El día en que sean arrojados de cara al Fuego: ¡Gustad el tacto de Sagar! (48).
    Es cierto que hemos creado cada cosa en una medida (49).
    Nuestra orden es como un cerrar y abrir de ojos, una sola vez (50).
    Y ya destruimos antes a vuestros congéneres. ¿Habrá alguien que recapacite? (51).
    Cada una de las cosas que hicieron está en las escrituras (52).
    Todo, pequeño o grande, está registrado (53).
    Es cierto que los temerosos estarán en jardines y ríos (54).
    En un lugar de reposo verdadero, junto a un Señor Todopoderoso (55).

Comentarios

app android

Trozos escogidos