• Virtudes del Corán


Sura El criterio (Al-Furqán)
Jeque / Ali Alhuthaify

  • En el nombre de Allah, el Misericordioso, el Compasivo
    iBendito sea Aquel que ha hecho descender a Su siervo el Discernimiento para que fuera una advertencia a todos los mundos! (1).
    Aquel a Quien pertenece la soberanía de los cielos y la tierra y no ha tomado ningún hijo ni comparte la soberanía con nadie. El ha creado cada cosa y la ha determinado en todo (2).
    Pero habéis tomado dioses fuera de El que no crean nada, ellos son creados; ni tienen capacidad para dañarse o beneficiarse ni tienen dominio sobre la vida, la muerte y el resurgimiento (3).
    Dicen los que se niegan a creer: No es mas que una mentira que se ha inventado con la ayuda de otros. Es cierto que éstos vienen con injusticia y falsedad (4).
    Y dicen: Son leyendas de los antiguos que él manda escribir y que le dictan mañana y tarde (5).
    Di: Lo ha hecho descender Aquel que conoce el secreto en los cielos y la tierra; realmente El es Perdonador y,, Compasivo (6).
    Dicen: ¿Cómo es que este mensajero toma alimentos y anda por los mercados? ¿Por qué no se hace bajar a un ángel que le acompañe en su misión de advertir? (7).
    ¿O por qué no se hace bajar un tesoro o tiene un jardín del que pueda comer? Dicen los injustos: No estáis siguiendo sino a un hombre hechizado (8).
    Mira cómo te ponen ejemplos y se extravían sin poder encontrar el camino (9).
    iBendito sea Aquel que si quiere te dará algo mejor que todo eso: Jardines por cuyo suelo corren los ríos. Y alcázares! (10).
    Sin embargo niegan la veracidad de la Hora. Hemos preparado para quien niegue la Hora un fuego encendido (11).
    Cuando . éste los vea desde lejos lo oirán enfurecido y con rabia (12).
    Y cuando sean arrojados a él, hacinados en un lugar angustioso, pedirán que se acabe con ellos (13).
    Hoy no sólo pediréis perecer una sóla vez sino muchas veces (14).
    Di: ¿Es eso mejor o el Jardín de la inmortalidad que ha sido prometido a los temerosos? Será para ellos recompensa y lugar de regreso (15).
    En él tendrán cuanto quieran y serán inmortales. Es, para tu Señor, una promesa exigible (16).
    El día en que los reunamos con lo que adoraron fuera de Allah y diga: ¿Fuisteis vosotros los que extraviásteis a éstos, Mis siervos, o fueron ellos los que se extraviaron del camino? (17).
    Dirán: ¿Gloria a Ti! No nos pertenecía tomar fuera de Ti protectores, sin embargo los dejaste disfrutar a ellos y a sus padres hasta el punto de que olvidaron el Recuerdo y fueron gente perdida (18).
    Así pues, han renegado de lo que dijisteis y no podréis cambiar ni ser auxiliados y a quien de vosotros sea injusto le haremos probar un enorme castigo (19).
    Antes de ti no hemos mandado ningún enviado que no comiera alimentos y anduviera por los mercados. Hemos hecho de algunos de vosotros una prueba para los otros. ¿Seréis pacientes? Tu Señor ve (20).
    Y dicen quienes no esperan encontrarse con Nosotros: ¿Por qué no se han hecho descender ángeles o no vemos a nuestro Señor? Se han considerado demasiado grandes a sí mismos y se han llenado de una gran insolencia (21).
    El día que vean a los ángeles, ese día, no habrá buenas noticias para los malhechores. Y éstos les dirán: Hay una barrera infranqueable (22).
    Iremos a las acciones que hayan hecho y las convertiremos en polvo disperse (23).
    Ese día, los compañeros del Jardín tendrán un lugar de permanencia mejor y un reposo más apacible (24).
    Y el día en que el cielo se raje con las nubes y se hagan descender los ángeles sucesivamente (25).
    Ese día la verdadera soberanía será del Misericordioso; y será un día difícil para los incredulous (26).
    Será el día en que el injusto se morderá las manos y dirá: ¡Ojalá y hubiera tomado un camino junto al mensajero! (27).
    ¡Ay de mí! ¡Ojalá y no hubiera tomado a fulano por amigo! (28).
    Me extravió del recuerdo después de haberme venido. El Shaytán es para el hombre una decepción (29).
    Y dirá el mensajero: ¡Señor mío! Mi gente se desentendió de esta Recitación (30).
    Del mismo modo le pusimos a cada mensajero un enemigo de entre los que hacían el mal. Pero tu Señor es Suficiente como Guía y Protector (31).
    Dicen los que se niegan a creer: ¿Por qué no le ha descendido el Corán de una sóla vez? Es así para dar firmeza con ello a tu corazón, lo hemos ido dilucidando fragmento a fragmento (32).
    Y no hay ejemplo con el que te puedan venir que no te traigamos la verdad y una explicación major (33).
    Aquellos que sean arrastrados a Yahannam de cara, ésos tendrán el peor lugar y el camino más extraviado (34).
    Es verdad que le dimos a Musa el Libro y le asignamos a su hermano Harán como asistente (35).
    Y dijimos: iId a la gente que niega la verdad de Nuestros signos! Los aniquilamos a todos (36).
    Y la gente de Nuh cuando tomaron por mentirosos a los mensajeros; los anegamos e hicimos de ellos un signo para los hombres. Hemos preparado para los injustos un castigo doloroso (37).
    Y los `Ad y los Zamud y los dueños del pozo y muchas generaciones intermedias (38).
    Todos fueron llamados con ejemplos y a todos los aniquilamos por entero (39).
    Ellos pasaban junto a la ciudad sobre la que se hizo caer la lluvia del mal. ¿Acaso no repararon en ella? Pero ellos no esperaban ser devueltos a la vida (40).
    Cuando te ven no te toman sino a burla: ¿Es éste el que Allah ha enviado de mensajero? (41).
    A punto ha estado de desviarnos de nuestros dioses de no haber sido porque nos hemos mantenido fieles a ellos. Ya sabrán cuando vean el castigo quién estaba en un camino más extraviado (42).
    ¿Qué opinión te merece quien hace de su deseo su dios? ¿Vas a ser tú su guardián? (43).
    ¿O acaso cuentas con que la mayoría de ellos va a escuchar o a entender cuando no son sino como animales de rebaño o aún más extraviados del camino? (44).
    ¿Es que no ves cómo tu Señor extiende la sombra y que si hubiera querido la habría hecho inmóvil? Y hemos hecho que el sol la muestre (45).
    Para luego recogerla hacia Nos suavemente (46).
    El es Quien ha hecho de la noche un vestido para vosotros y del sueño un descanso. Y ha hecho el día corno dispersion (47).
    El es Quien envía los vientos como preludio de Su misericordia. Y hacemos descender del cielo un agua pura (y purificante).
    (48).
    Para vivificar con ella a una tierra muerta y dar de beber a los animales de rebaño y a muchos seres humanos de los que hemos creado (49).
    Lo hemos dilucidado entre ellos para que pudieran recapacitar; sin embargo la mayoría de los hombres se niegan a todo, menos a ser desagradecidos (50).
    , Si hubiéramos querido, habríamos hecho surgir un advertidor en cada ciudad (51).
    Así pues, no obedezcas a los incrédulos y combátelos con él en una lucha sin cuartel (52).
    El es Quien ha hecho confluir los dos mares, uno dulce y agradable y otro salado y salobre. Entre ambos puso un espacio intermedio y una barrera infranqueable (53).
    Y El es Quién creó un ser humano a partir del agua y le dió linaje y parentesco por matrimonio. Tu Señor es Poderoso (54).
    Sin embargo adoran fuera de Allah lo que ni les beneficia ni les perjudica. El incrédulo es una ayuda contra su Señor (55).
    No te hemos enviado sino como anunciador de buenas noticias y advertidor (56).
    Di: No os pido ningún pago por ello, excepto que alguno quiera tomar un camino hacia su Señor (57).
    Y conflate al Viviente, el que no muere, y glorifícalo con Su alabanza. El se hasta como Conocedor al detalle de las faltas de Sus siervos (58).
    El es Quien creó los cielos, la tierra y lo que hay entre ellos en seis días y luego se asentó en el Trono. El Misericordioso, pregunta por El a quien tenga conocimiento (59).
    Y cuando se les dice: postraos ante el Misericordioso, dicen: ¿Y quién es el. Misericordioso? ¿Es que vamos a postrarnos ante quien nos mandéis? Y se alejan aún más (60).
    ¡Bendito sea Aquel que puso en el cielo constelaciones y puso una lámpara y una luna luminosa! (61).
    El es Quien hizo sucederse a la noche y el día para quien quisiera recapacitar o agradecer (62).
    Los siervos del Misericordioso son aquéllos que caminan por la tierra humildemente y que cuando los ignorantes les dirigen la palabra, dicen: Paz (63).
    Y los que pasan la noche postrados y en pie, por su Señor (64).
    Y los que dicen: ¡Señor nuestro! Aparta de nosotros el castigo de Yahannam; realmente su castigo es un tormento permanente (65).
    Y es un mal hospedaje y una mala residencia (66).
    Y aquellos que cuando gastan, ni derrochan ni son avaros, sino un término medio entre ambas cosas (67).
    Y los que no invocan junto a Allah a ningún otro dios ni matan a nadie que Allah haya hecho inviolable a menos que sea con derecho; ni fornican, pues quien lo haga, encontrará la consecuencia de su falta (68).
    El Día del Levantamiento le será doblado el castigo y en él será inmortal, envilecido (69).
    Excepto quien se vuelva atrás, crea y obre rectamente, a ésos Allah les sustituirá sus malas acciones por buenas. Allah es Perdonador y Compasivo (70).
    Y quien se vuelva atrás y actúe rectamente, se habrá vuelto verdaderamente a Allah (71).
    Los que no prestan atención a la mentira y cuando pasan junto a la frivolidad lo hacen con nobleza (72).
    Y aquéllos que cuando se les mencionan los signos de su Señor no pretenden que ni los oyen ni los ven (73).
    Y los que dicen: ¡Señor nuestro! Concédenos en nuestras esposas descendencia y frescura de ojos y haznos un modelo para los que tienen temor (de Allah).
    (74).
    Esos tendrán como recompensa la Estancia más alta porque fueron pacientes. Y serán recibidos con saludo y paz (75).
    Allí serán inmortales. ¡Qué hermosa morada y lugar de permanencia! (76).
    Di: ¿Qué atención os iba a prestar Mi Señor de no ser por vuestra súplica? Pero habéis negado la verdad y (el castigo).
    será inseparable (de vosotros).
    (77).

Comentarios

Trozos escogidos